mitunja.net

Mi Ciudad

El arte no está muerto, solo estaba escondido

El arte no está muerto, solo estaba escondido


Cuando pongo un pie en el escenario y salgo, no soy yo; ya no estoy pensando como pensaba hace cinco minutos que tenía ese miedo, simplemente ya no es Danny, ya no existe, es el personaje que cree, siempre te va a quedar algo del personaje y ya no te lo puedes arrancar. Expresa Danny Verónica Cortes, una de las personas que entretelo en su alma el teatro, porque se ha convertido en su vida, en su insomnio, en su pasión; una vez lo encontró no lo soltó, es por ello, que este le ha permitido desear, conocer y soñar con cambiar el mundo, porque cada vez está más vacío.

Las explosiones de ideas que tenía a menudo la hacían pensar que si se pueden cambiar las cosas, por lo que en una de ellas pensó ¿y por qué, no hacer un grupo donde los jóvenes demuestren el arte que los devora y los hace volar?, para demostrarle al mundo que hay muchos problemas y que de pequeñas soluciones se pueden obtener grandes metas. Así nació el Colectivo la Hojarasca, un grupo de cuatro jóvenes con diversos talentos, con ganas de desvestir sus pensamientos, con mucha sutileza. El colectivo nació con una idea de soñar, de querer juntar muchas personas que hacían arte y que trabajaban o hacían su arte de manera individual, tratar de buscarle un foco a ese arte y de poder también trasmitirlo no solo que cada uno se quedara con lo que hacía sino poder mostrarle a los demás que si se puede, argumenta Zaida Milena Díaz estudiante de comunicación en sus inicios precursora del grupo.

En el principio la idea era un poco loca, se pensaba en imposibles pero no hay cosas imposibles sino pocas ganas de luchar por lo que se ama, a ese proyecto le faltaba gente que le diera vida para surgir. Eran dos en la lista para hacerlo Zaida y Danny, pero necesitaban más personas por lo que le comentaron a un amigo muy allegado Camilo un fotógrafo. Cuando me comento Danny  me emocionó, y empezamos hablar. Con el paso del tiempo zami no pudo integrarse y lo formamos tres amigos y yo. El nombre lo buscamos entre Danny y yo, al comienzo lo llamamos colectivo vacío. Luego vino la hojarasca fue por las hojas que perduran. Cuenta camilo haciendo un flash back de los inicios del grupo.

VER ARTICULO COMPLETO



Publicado por: Mi Tunja.net


Articulos Relacionados